Partido gris ante Arroyo en un día gris (20-3)

Niebla, frío, oscuridad… así se presentaba la mañana en La Aldehuela, y el partido no le hizo un feo y discurrió por los mismos derroteros. Los salmantinos sabían que iba a ser un partido duro y peleado porque Arroyo juega a un rugby presionante, duro y muy cerrado. Lo sabían, cierto, pero aún así entraron en su juego y se olvidaron de lo que les está dando frutos: juego rápido, abierto y a la mano…

El partido comenzó como debía, y en las primeras posesiones el juego a la mano local descolocaba y desbordaba a la defensa visitante, de modo que en varias jugadas se conseguían varios metros. En una de ellas, a los 10 minutos, Pipo hacía el primer ensayo del partido, transformado por Ibiza (7-0).

Pero hasta ahí; como dice Héctor «caímos en su juego, lo que nos hizo desquiciarnos» con lo que «no jugamos a lo que debíamos«. El partido se ensució, se jugó a lo que Arroyo necesitaba para mantenerse en el partido y el Salamanca Rugby Club, según su entrenador, no fue capaz de «alejar el balón y hacerles correr«.

En una de las múltiples indisciplinas del partido, Rubén Rojo anotó un golpe de castigo para subir los únicos puntos de Arroyo en el partido (7-3), para continuar el partido sin anotación hasta la finalización de la primera parte, en la que en una de las pocas veces que se consiguió abrir el juego, los visitantes fueron amonestados con un ensayo de castigo por un intento ilegal de evitar la marca (14-3 al descanso).

Toda la segunda parte fue un continuo de interrupciones, indisciplinas por ambos equipos y juego duro que en muchas ocasiones sobrepasó las normas y la deportividad propias del rugby. De dos de esos golpes de castigo sacó provecho el Salamanca Rugby para aumentar la ventaja con dos patadas a palos convertidas por Ibiza y así poner el 20-3 definitivo.

Como resumen, Héctor destaca que «lo mejor, la victoria, lo peor, que tenemos que hacer nuestro juego y mantener las cabezas frías» después de ver cómo se entraba en su juego «después de saber lo que nos podía suceder y hablar sobre ello«. Aún así, no deja de agradecer a la afición «por su apoyo en un día desapacible y complicado» y a todos los jugadores, incluidos los no convocados porque «todos somos un equipo y todos somos igual de importantes«.

Así pues, séptima victoria en siete jornadas y un paso importante más dado hacia la consecución de la primera plaza de cara al Play-off de ascenso. Ahora, a descansar en Navidades y recuperar a jugadores tocados…

¡¡FELIZ NAVIDAD A TOD@S!!

*fotos: Sandra Moro Román

Galería de fotos

Crónica SRC – Arroyo Rugby

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver más

  • Responsable: Club deportivo Salamanca Rugby.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a GlobalMultimedia Internet, S.L que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Esta web utiliza cookies. Si continúas navegando estás aceptándola.    Política de cookies
Privacidad